Concha y Toro, una nueva vendimia desde el Limarí

VENDIMIA 2018 DE CONCHA Y TORO

Esta época implica una de las etapas más importantes del año: el comienzo de la vendimia.

Vendimia en Puente Alto

Durante enero y febrero culmina el proceso de maduración de la uva, por lo que se comienza a programar la cosecha de los racimos en los fundos a lo largo del país. Cada cepa tiene su momento de cosecha, ya que su tiempo de maduración es diferente, por lo que esta etapa se extiende generalmente desde finales de enero hasta fines de mayo, dependiendo de las condiciones climáticas.

Este año, la vendimia comenzó el 29 de enero en el Valle del Limarí, región de Coquimbo. Estos viñedos, ubicados a 460 kilómetros de Santiago, son los más nortinos de los que posee Concha y Toro. Este terroir, que combina un clima semidesértico con bajas precipitaciones, ha permitido que se alcance el mayor potencial de uvas blancas y tintas frescas.
En la vendimia se empezó  cortando los primeros racimos maduros de Chardonnay; estas uvas irán destinadas a espumantes como a diferentes líneas de vinos Concha y Toro.

Luego, seguirán las cosechas de Pinot Noir, Sauvignon Blanc, Pinot Gris, Viognier y Syrah. El valle tiene

Vendimia Limarí

características únicas, con suelos cargados de minerales y el frescor propio de la Cordillera de Los Andes, más el sol vivaz del norte grande, permiten que Limarí sea uno de los valles que brindan mayor potencial a uvas blancas como a tintos de clima frío.
Javier Villarroel, Enólogo Senior del Valle del Limarí explica que “Al ser un año más frío, vamos a tener vinos muy interesante, pues debiesen ser más frescos y con expresión frutal más cítrica en el caso de los Chardonnay, y más cargado a los berries en el caso de los Pinot Noir y Syrah”.
Rodolfo Chávez, Enólogo y Administrador del viñedo Don Melchor en Puente Alto, comenta: “Fue un año más bien frío y al mismo tiempo con importante concentración de precipitaciones en los meses de mayo a octubre. La complementación de estos factores, como las altas temperaturas promedio registradas entre noviembre y enero, generaron un retraso de 12 días en la brotación de los Cabernet Sauvignon de Puente Alto; fue un año cálido a lo corrido de la temporada y extendió ligeramente el período de pinta del Cabernet Sauvignon en comparación a otros años”.
Rodolfo estima que la vendimia 2018 del terroir de Puente Alto será óptima y acorde a lo esperado; con uvas sanas y de calidad impecable: “Hoy estamos terminando la descarga y comenzaremos los conteos finales para tener claro los rendimientos de este año. Estamos coordinados con todo el equipo enológico y vitícola, para que el comienzo de esta vendimia en Puente Alto sea a tiempo y con los resultados esperados.”

La vendimia es el período más importante del año para la industria vitivinícola, involucrando la participación de gran cantidad de colaboradores a lo largo de todos los valles del país. Para Concha y Toro, el comienzo de la vendimia representa el espíritu que la viña ha mantenido desde su fundación, hace 135 años: una gran pasión por el vino y la búsqueda constante de la excelencia en todos sus procesos.

Por: Macarena García y Sonia Galleguillos, periodistas.